Laicos Misioneros Combonianos

Una historia en Centro África

Jesus Ruiz

Recuperamos un video grabado por el programa español, Pueblo de Dios, donde Jesús Ruiz (actualmente obispo de la diócesis) nos cuenta su experiencia misionera cuando era misionero en Mongoumba donde comparte presencia con nuestra comunidad LMC.

Es un video de hace unos años, pero nos ayuda a entender nuestra presencia misionera en la zona. La vida del misionero y la realidad del pueblo centroafricano.

Castel Volturno: ¡¡¡aquí también hay MISIÓN!!!

Simone

Hola, soy Simone y soy Laico Misionero Comboniano (LMC). Volví el 10 de septiembre de 2020, después de 1300 días de experiencia misionera en Mongoumba, en la República Centroafricana, con el pueblo pigmeo, apoyado por “mi” grupo territorial LMC de Venegono Superiore, de acuerdo con la coordinación nacional del LMC, el Consejo Provincial Comboniano de Italia y la comunidad comboniana presente, el 21 de enero de 2022 llegué a Castel Volturno y… ¡¡¡aquí también hay MISIÓN!!!

La parroquia de los Misioneros Combonianos en Castel Volturno lleva 25 años funcionando de forma estable, comenzó el 1 de enero de 1997 con el P. Giorgio Poletti, ahora están el P. Daniele Moschetti y el P. Sergio Agustoni que me introducen en la vida de la misión con paciencia y tranquilidad, contándome la historia de la comunidad y presentándome a las personas que trabajan con ellos. Es una novedad la presencia de un LMC en una comunidad de Padres Combonianos, pero aún más, es una novedad estar en misión dentro de los límites geográficos de Italia, porque, como repite a menudo el Papa Francisco, la misión ya no debe entenderse en sentido geográfico, sino que es salir a las periferias existenciales de la humanidad así que… ¡¡¡también aquí hay MISIÓN!!!

Por el poco tiempo transcurrido, no puedo decir mucho, pero la realidad de Castel Volturno es compleja y presenta dinámicas propias de África, debido a la fuerte presencia en la zona de hombres y mujeres de ese continente, pero también de chicos y chicas afrodescendientes, nacidos en Italia, no reconocidos por la ley, que van a las escuelas de la zona y hablan italiano, incluso con una cadencia típicamente napolitana, a lo que se suman todas las dificultades de una zona herida por la ilegalidad de la Camorra, por la degradación social y medioambiental. La mañana comienza con una misa en la parroquia a las 7 de la mañana con las tres Hermanas Franciscanas del Sagrado Corazón: la Hna. Liberty, la Hna. Nelly y la Hna. Joselyn, que vienen de Filipinas y sirven en el Centro de Migrantes con los huéspedes. ¡¡¡Si las mañanas son a veces un poco lentas, las tardes, como se dice, pasan volando!!! Todos los días lo paso en el Centro Blanco y Negro de Destra Volturno con los cerca de 50 niños que acuden a las actividades extraescolares de 15 a 19 horas. No nos limitamos a hacer los deberes, porque los martes tenemos que empezar a hacer teatro, los miércoles ya hacemos deporte, los jueves arte con Dory y los viernes vemos una película. En pocas semanas, ya he conocido a muchas personas que gravitan en torno a la comunidad comboniana de Castel Volturno: los educadores de Blanco y Negro, el equipo del Centro Misionero Diocesano de Capua, el director del Centro de Migrantes y los jóvenes acogidos, los jóvenes y adolescentes de la parroquia Santa Maria dell’Aiuto, el grupo SUAM de Campania, los chicos y chicas de la redacción de la revista INFORMARE, la comunidad ucraniana que celebra la misa dominical con su propio rito, los sacerdotes de la Forania del Basso Volturno, los escolásticos Daniel y Jerry que vienen de Casavatore el fin de semana, los voluntarios del Banco de Alimentos de la parroquia, los jóvenes del Servicio Civil… toda esta miríada de gente te da una idea del gran fermento de Castel Volturno, porque. … aquí también está la MISIÓN!!!

Se me ocurrió contar esta experiencia misionera en Castel Volturno con unos vídeos cortos llamados VOLT CAST, el nombre nos recuerda a los famosos podcasts para escuchar que están ganando terreno en el mundo de la comunicación, pero los VOLT CAST son para verlos, mirarlos y volverlos a mirar, la intención es mostrar las caras de esta realidad, porque detrás de una cara hay una historia, hay una persona, hay toda una vida, con todas sus alegrías y dificultades, contar y mostrar esta realidad de periferia existencial de la humanidad, porque… ¡¡¡aquí también hay MISIÓN!!!

Simone, LMC Italia

Ciclón Gombe en Mozambique

Carapira Gombe

Comparto una triste noticia del norte de Mozambique, de la misión de Carapira, enviada por Regimar y Tito:

“Hola. Estamos bien. Pero la situación aquí es muy complicada. Un ciclón devastó Carapira el pasado viernes. El 90% de las casas destruidas, todos los campos desaparecidos. 10 muertos y 3 heridos graves. Eso es lo que sé. Seguro que hay más. No tenemos noticias de muchas comunidades.

Faltan alimentos y ropa. El hambre es ya una realidad.

Estamos buscando ayuda. El mundo no sabe lo que pasó aquí.

Incluso nuestra ropa la donamos.

No tenemos red de telefonía móvil ni electricidad.  Ahora es cuando conseguimos señal.

Estoy intentando conseguir ayuda de Cáritas, a través de Helena. Hemos concertado una conversación.

El viernes albergamos a 46 familias, 150 personas, en el centro de Carapira. Hay otros en el centro catequético. No sé cuántos, porque la gente está llegando todo el tiempo. Hay familias con 30 personas alojadas sin comida”.

¡Pongámoslos en nuestras oraciones y veamos qué podemos hacer concretamente juntos!

Un abrazo fraternal.

Viviendo y aprendiendo

Desde Anchilo

¡Saludos a todos!

Escribo estas líneas para contarles un poco sobre la misión aquí en Mozambique.

Estamos en Anchilo, en el Centro Catequético, participando en el curso de inserción e inculturación para los misioneros que vienen para la Misión Ad Gentes.

El curso comenzó el día 1 y durará hasta el 26 de este mes.

Este curso nos ayudará mucho a entender la situación real de este país en todos sus aspectos.

En este curso participan misioneros de: Brasil, Polonia, Italia, Honduras e Indonesia.

Aunque es un grupo pequeño, es un grupo muy animado por la misión.

San Daniel Comboni- Ruega por nosotros.

Tito, LMC